Materiales ecológicos y de reciclaje son el futuro de la construcción

Publicado el 10. jun, 2012

Universitarios respondieron a la convocatoria de la Fundación Pedro y Elena, A.C.

Karina de la Paz Reyes

 

Egresados de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Veracruzana (UV) ganadores de un premio otorgado por la Fundación Pedro y Elena Hernández, A. C., por haber diseñado un jardín botánico en la sierra de Otontepec, consideran que la utilización de materiales ecológicos como el bambú, madera y tierra, entre otros elementos, incluso artículos de reciclaje como las llantas de vehículos, es “el futuro de la construcción”.

Con la intención de crear este espacio natural en la sierra ubicada al norte de la entidad, la Fundación lanzó una convocatoria a los alumnos de la Facultad de Arquitectura, campus Xalapa, bajo el título “Diseño de andadores y área para la impartición de educación ambiental en la Estación de Campo Sierra de Otontepec”, a la que respondieron cinco equipos de universitarios, mismos que cursaron el taller Arquitectura del Paisaje.

Tras una minuciosa revisión de los proyectos, los ganadores fueron Carlos Medel Guevara y Juan Arturo Miranda Martínez, ambos egresados en diciembre de 2011, y quienes en abril recibieron, además de un reconocimiento, un premio de 30 mil pesos (15 mil para cada uno) de manos del representante de la Fundación, José Ernesto Gómez Mancilla.

Los hoy egresados de la UV contemplaron para las dos hectáreas de jardín botánico una plaza del bambú, plaza del colibrí, orquideario, andadores y senderos con flora de la región, entre otros elementos.

Juan Arturo Miranda compartió que el proyecto solicitado por la Fundación Pedro y Elena Hernández, A.C., tenía una particular “dificultad”: tratar de manejar lo más ecológico posible y el menor impacto ambiental, entonces “aprendimos mucho”.

Abundó: “Nosotros estamos conscientes de la construcción y que el futuro es construir ecológicamente. Es raro encontrar este tipo de proyectos porque en México la gente aún no está muy familiarizada con esto de la ecología. Ésa es la particular importancia del proyecto de la Fundación Pedro y Elena Hernández, A.C., que nos permite explorar en un campo totalmente nuevo y enriquecedor”.

Por su parte, Carlos Medel comentó lo importante que resultó para su formación profesional la experiencia de participar en la convocatoria, porque trabajaron con materiales renovables como el bambú, además de materiales reciclados como las llantas de vehículos y las tarimas de madera de los camiones de carga.

Dijo que la convocatoria requirió que se documentaran en el tema, incluso buscaron asesoramiento de biólogos, es decir, “nos apoyamos de otras disciplinas”.

Al respecto, Domingo Canales Espinosa, director general del Área Biológico-Agropecuaria de la UV, destacó la participación de los universitarios en proyectos de tal envergadura.

“Nos parece una muy buena idea involucrar a los estudiantes en este tipo de acciones, porque es incitarlos a la creatividad, a que hagan una réplica de lo que probablemente sería un proyecto, cuando enfrenten la vida profesional. Hay una frescura extraordinaria en el trabajo de los chicos que probablemente los profesionales o la gente adulta no se atrevan a hacer”, concluyó.

 

 

Print Friendly

Escriba su comentario

*